Las niñas chinas que superaron a las adultas en Mundial de Nado

Escrito en julio 20, 2019 por

Es casi seguro que el título de princesas del Mundial de Natación se lo lleven las chinas Yuxi Chen y Wei Lu, que a sus 13 años conquistaron el oro y la plata en la prueba de plataforma de 10 metros de saltos de trampolín.

Yuxi Chen y Lu Wei eran las finalistas más jóvenes, cinco años menores que la japonesa Matsau Arai. La campeona no cumple los 14 hasta el 11 de septiembre y su compañera hasta el 10 de diciembre. 

La precocidad es una virtud en su deporte, que ha dado a lo largo de la historia numerosos campeones no ya adolescentes, sino púberes, la mayoría chicas. La sensación de riesgo no es tan evidente a esas edades, sobre todo cuando los practicantes han sido adiestrados desde niños.

La campeona olímpica más joven en cualquier deporte aún sigue siéndolo Marjorie Gestring, una estadounidenses que ganó el oro en trampolín en los Juegos de Berlín 1936, a la edad de 13 años y nueve meses. Aunque el caso más extremo fue el de otra china, Fu Mingxia, ganadora de los Juegos de la Buena Voluntad en 1990 a los 11 años, campeona mundial con 12 y olímpica en Barcelona 92 con 13, en todos los casos en la plataforma de 10 metros. Su excesiva precocidad, y el hecho de que destacara en los arriesgados saltos desde 10 metros, llevaron al Comité Olímpico Internacional a elevar la edad mínima de participación en los JJOO a los 14, o cumplirlos en el año de celebración.

Esta última excepción permitirá competir a Yuxi Chen y Wei Lu en Tokio 2020, si China las selecciona. Yuxi consiguió ayer una victoria arrolladora, con una puntuación de 439,00. El récord en su prueba lo estableció su compatriota Ren Qian con 454,65 antes de proclamarse campeona olímpica en Río 2016, con 15 años.

Dos de sus saltos, el tercero y el cuarto de los cinco que hizo en la final, recibieron cerca de 100 puntos (94,05 en ambos casos) y dos dieces parcialesen el primero de ellos, un triple mortal hacia atrás desde una posición de equilibrio de manos en la salida. Su ventaja sobre Lu Wei fue de 61 puntos. Yuxi podría haber fallado estrepitosamente la entrada en el agua en uno de sus saltos y aun así habría ganado. 

«Todo el mundo me aconsejaba que me relajase antes de la final, pero oía latir mi corazón y en los dos primeros saltos estaba muy nerviosa. Quería dar la sorpresa en Gwangju y me puse como desafío llegar a los 440 puntos. Dí lo mejor de mí y estoy encantada con la victoria», declaró Yuxi Chen, que ingresó en el equipo nacional chino a finales del 2018.

Esriba aqui su comentario

Usted está registrado como logged in en el post de comentarios.